Cómo hacer que Google y Facebook se preocupen por la privacidad

Golpéalos en los algoritmos.
Bloomberg

Por Cathy O’Neil
15 de janeiro de 2021 12:00 BRT

Cathy O’Neil es columnista de opinión de Bloomberg. Es una matemática que ha trabajado como profesora, analista de hedge-fund y científica de datos. Fundó ORCAA, una empresa de auditoría algorítmica, y es autora de “Weapons of Math Destruction” [Armas Matemáticas De Destrucción].

Si no ha oído hablar del auge y caída de la aplicación de fotos Ever, le sugiero que preste atención. Su historia ilustra como el gobierno, si quisiera, podría obligar a las grandes empresas tecnológicas como Google y Facebook a respetar la privacidad de las personas.

Como muchos servicios en la nube, Ever ofreció a los usuarios un lugar para almacenar sus fotos. Luego fue un paso más allá, utilizando esas fotos para entrenar a un algoritmo de reconocimiento facial , que comercializó para las agencias de aplicación de la ley y otros potenciales clientes. Algunos usuarios de Ever sintieron que su privacidad había sido violada, y la Comisión Federal de Comercio [FTC por su sigla en inglés] alegó que la compañía, Everalbum, había actuado de manera engañosa al emplear el reconocimiento facial sin el conocimiento de los clientes y al no borrar sus fotos cuando ellos desactivaron sus cuentas.

Lo realmente interesante son los términos del acuerdo alcanzado esta semana. No solo requiere que Everalbum elimine las fotos en cuestión y obtenga el consentimiento de los consumidores para usar el reconocimiento facial. La empresa también debe eliminar cualquier algoritmo que desarrolló con las fotos y videos que obtuvo a través de la aplicación (que se cerró el año pasado).

El enfoque de la FTC sobre los algoritmos podría sentar un precedente poderoso. En el mundo de la inteligencia artificial, los datos de las personas son solo la materia prima: para Google, los términos de búsqueda y clics en los anuncios; para Facebook, las publicaciones que leen las personas y cuánto tiempo están entusiasmadas en esa plataforma; para Amazon, qué compra la gente y cómo lo encuentra. Luego, las empresas utilizan esos datos para actualizar sus algoritmos, diariamente, cada hora o incluso cada minuto, para atraer y generar ganancias de cada vez más personas. Los algoritmos son el núcleo del producto. Contienen el completo conocimiento acumulado, incluidos los enlaces más recientes, los videos virales más recientes y los productos nuevos más populares.

Entonces, cuando la FTC multa a Facebook con u$s 5 mil millones por hacer un mal uso de los datos de los usuarios, como lo hizo en 2019, tal vez sea caro, pero está lejos de ser fatal. Los activos más valiosos, los algoritmos que Facebook desarrolló a partir de los datos malversados, permanecen intactos. Al igual que los cuerpos de los pacientes con eutanasia en el thriller distópico “Soylent Green” [Cuando El Futuro Nos Alcance], la información de las personas ya ha sido procesada en el producto final, lista para ser enviada al siguiente en la fila.

Pero, ¿y si las autoridades le exigieran a Facebook que elimine las partes ofensivas del algoritmo? ¿Qué pasaría si la empresa tuviera que volver a una versión anterior antes de empezar a hacer un mal uso de los datos? La IA estaría completamente desconectada: imagine que Facebook publica los artículos antes de las elecciones de 2016. El reentrenamiento sin la información faltante requeriría un esfuerzo monumental, arruinando severamente el modelo de negocio durante algún tiempo.

Ahí radica un arma potente. Si las autoridades hacen saber que perseguirán los algoritmos la próxima vez que descubran a alguien haciendo un mal uso de los datos, las empresas de tecnología probablemente se tomarán las preocupaciones sobre la privacidad mucho más en serio.

Puede contactar a la autora de esta historia: Cathy O’Neil en coneil19@bloomberg.net

Depender de Mercado Pago….

Twitt del Diario Tiempo Argentino sobre el corte de las cuentas de sus asociados/as al diario:


https://platform.twitter.com/widgets.js


#IMPORTANTE | Estamos en contacto con @mercadopago_arg, quien provee el sistema, y buscando soluciones. Aunque hasta ahora no hay soluciones sobre esta situación tan perjudicial para la comunidad de #TiempoArgentino.
#IMPORTANTE | Nuestros socies y su aporte son el pilar central para sostener nuestro trabajo diario. Las asociaciones representan entre el 60 y 70% de los ingresos de la cooperativa.
#IMPORTANTE | Si en las últimas horas recibiste un mail desde #MercadoPago que informaba que se daba de baja el débito de tu asociación, por favor contactate a pagostiempo@gmail.com, para que podamos coordinar la solución del problema.

Diario Tiempo Argentino


Algunas Respuestas En Formato PDF

Sobre el servicio de postventa de Mercado Libre

Twitt de Quintín sobre el servicio de postventa de Mercado Libre


https://platform.twitter.com/widgets.js


Algunas de las respuestas en formato pdf


https://platform.twitter.com/widgets.js


Algunas de las respuestas a este twitt en formato pdf

5G como herramienta globalista

Para entender qué es la Red 5G, recomiendo este video, a favor, sobre la Red 5G


Off Guardian

Renee Parsons

Qué reconfortante.

La reciente audiencia del Comité de Comercio, Ciencia y Transporte del Senado con respecto a la supervisión de la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC por sus siglas en inglés) no arrojó ninguna luz real sobre los detalles de la red 5G propuesta, ya que recibió menos escrutinio que el esperado debido a su papel tan esperado y ubicuo en la vida estadounidense. .

Si bien el Comité del Senado sería el comité lógico para celebrar audiencias sobre la 5G, fue curioso que el sitio web del Comité no identifique específicamente Internet o a la Comunicación digital o a cualquier otro tema de banda ancha en su lista de jurisdicción del comité .

La mención más cercana es “ todos los asuntos relacionados con la ciencia y la tecnología ” a pesar de que el Comité ha realizado una serie de audiencias relacionadas con la red 5G a partir de fines de 2017.

Al examinar el calendario de audiencias del Comité, la pregunta sigue siendo ¿cómo y cuándo ocurrió la génesis del proyecto 5G? Si bien no hubo audiencias introductorias o de supervisión sobre el proyecto como entidad independiente, fue como si la 5G fuera un trato cerrado. Sin embargo, ha habido audiencias que abordan temas individuales específicos del proyecto 5G.

Entonces, la pregunta es ¿cómo se movió tan rápido exactamente un tema tan complejo como la 5G hasta ahora sin audiencias públicas y poca conciencia de la gente? ¿Exactamente cómo empezó a rodar este monstruo ?

Si el proyecto 5G y su diabólica descendencia masiva procedieran de Silicon Valley, sería curioso que ningún representante compareciera ante el Comité para atribuirse el mérito de haber introducido una malevolencia tan sofisticada.

Si bien la revolución digital aparentemente comenzó en Estados Unidos en 1975, Israel, desde 1974, ha albergado al centro de desarrollo y fabricación de chips de computadora más grande y avanzado de Intel en el mundo, especializado en dispositivos [Internet de las Cosas], IA [Inteligencia Artificial] y seguridad cibernética, mientras que la fundación de las principales empresas de telecomunicaciones chinas, Huawei y ZTE. fue en 1987 y 1985; respectivamente.

Un ensayo promocional de Intel titulado Intel sienta las bases para la futura 5G de Estados Unidos parece responder a la pregunta del origen cuando dice:

“En la preparación para la implementación generalizada de 5G, Intel lanzó la primera plataforma de pruebas 5G de la industria en 2016. Esto hizo posible que Intel probara la tecnología inalámbrica 5G en múltiples mercados de EE. UU., Trabajando en estrecha colaboración con fabricantes de equipos de telecomunicaciones como Ericsson y Nokia ”

El mismo documento continúa sugiriendo que “la 5G de la nación debe ser construida por innovadores estadounidenses”, que “la tecnología innovadora debe ser apoyada por los legisladores” y que “la competitividad de EE.UU. en las tecnologías 4G es la clave es esencial para el liderazgo de EE.UU. en la 5G”.

Una interpretación de lo anterior es que una vez que Israel/Intel ensamblaron al producto, le correspondía a los EE.UU. escabullir a esta atrocidad tecnológica más allá de un público naturalmente sospechoso, venderla a ciudadanos escépticos estresados, alinear la infraestructura, tomarla para comercializarla y hacerle frente al retroceso político.

En septiembre de 2018, Intel anunció que Nokia y Ericsson se asociarían para implementar 5G a nivel mundial y describió que, según un portavoz de Ericsson, ” para el desarrollo de la 5G hemos estado colaborando desde hace cuatro años”.

En otras palabras, si bien la 5G ha sido un destello en los ojos de Israel/Intel durante algún tiempo, ha habido una especie de “vuelo de prueba” para resolver los problemas antes de presentar el proyecto a los estadounidenses crédulos.

Claramente, el Comité del Senado (y los proponentes de la 5G) tenían la intención de engañar al público estadounidense, asegurando que el descubrimiento del proyecto llegaría solo después de que fuera demasiado poco y demasiado tarde.

Las siguientes audiencias, algunas con títulos que suenan poco claros, fueron lo suficientemente vagas como para desviar la atención del público y así escapar del escrutinio público. La intención era evitar audiencias públicas identificadas específicamente como la Gran Imagen General que habría abierto a la 5G a un interrogatorio masivo .

Tales audiencias habrían conmovido al público estadounidense en furiosa indignación nacional y les habrían brindado la oportunidad de montar una oposición organizada y coordinada, y no es demasiado tarde.

Claramente, si la 5G representara una bendición social, un verdadero beneficio para la vida estadounidense como alegan los proponentes, el Comité habría actuado con más responsabilidad, más apertura y transparencia, con la voluntad de informar plenamente al público de sus intenciones. Ellos no lo hicieron.

Claramente, el Comité y sus proponentes de la 5G pretendían excluir exactamente el tipo de debate nacional que era su trabajo haber iniciado.

2019

  • 25 de junio: optimización para la participación: comprensión del uso del aprendizaje automático y las plataformas de Internet
  • 12 de junio – Supervisión de la Comisión Federal de Comercio
  • 1 de mayo – Perspectivas del consumidor: principios de política para el marco federal de la privacidad de datos
  • 30 de abril – Fortalecimiento de la ciberseguridad de Internet de las cosas
  • 10 de abril – Mapeo de banda ancha: desafíos y soluciones
  • 26 de marzo: perspectiva de las pequeñas empresas sobre el marco federal de privacidad de datos
  • 12 de marzo – Impacto de las inversiones en banda ancha en las zonas rurales de EE.UU.
  • 7 de marzo – China: Desafío para el comercio estadounidense
  • 27 de febrero – Principios de política para el marco federal de privacidad de datos en los EE.UU.
  • 6 de febrero: ganar la carrera hacia la 5G y la próxima era de innovación tecnológica en EE.UU.

2018

  • 12 de octubre – La carrera hacia la 5G: una vista desde el campo (Dakota del Sur)
  • 4 de octubre – Banda ancha: oportunidades y desafíos en los EE.UU. rural
  • 16 de agosto – Supervisión de la FCC
  • 31 de julio: Internet y la comunicación digital: examen del impacto de la gobernanza global de Internet
  • 25 de julio – La carrera hacia la 5G: Explorando la necesidad del espectro para mantener el liderazgo global de EE.UU.
  • 11 de julio – Vulnerabilidades complejas de ciberseguridad: lecciones aprendidas de Spectre y Meltdown
  • 19 de junio: Cambridge Analytica y otros socios de Facebook: examen de los riesgos de privacidad de los datos
  • 13 de marzo: reconstrucción de la infraestructura en Estados Unidos: inversión en la próxima generación de banda ancha

2017

  • 12 de diciembre – Toma de decisiones digitales: el componente básico del aprendizaje automático y la inteligencia artificial
  • 7 de noviembre: Promoción de la Internet de las cosas en las zonas rurales de EE.UU.

 

Claramente, la campaña para la 5G ha estado en el proceso de Intel antes de 2016, lo que explica el sentido de la urgencia para su adopción por parte de la FCC de procesos de aprobación por la ‘vía rápida’.

En enero de 2018, el gobierno de los EE.UU. le encargó al Consejo de Seguridad Nacional la presentación para proporcionar los requisitos de infraestructura necesarios dentro de un período de tres años para no perder la iniciativa global.

El proyecto del mega-mamut se está vendiendo al público estadounidense como algo esencial para la vida moderna y se centra deliberadamente en una mayor velocidad de la red de banda ancha, una mayor confiabilidad y una mayor capacidad, incluida la conectividad a todo lo que se pueda conectar.

La conectividad, en su mayoría sin valor, de todas las cosas es poco más que una farsa, un tema de conversación que no ofrece ningún mérito real para los consumidores estadounidenses. El acertado enfoque de las relaciones públicas en la velocidad de banda ancha es una cortina de humo no tan inteligente para la siniestra Massive Internet of Things ( MIOT Masiva Internet de las Cosas) y su diabólica compatriota, la inteligencia artificial .

El pretexto es que las velocidades más rápidas son muy superiores y muy deseables, como si la velocidad del 4G LTE actual fuera de alguna manera inferior o como si el público hubiera estado clamando por velocidades más rápidas, pero tampoco es el caso.

La verdad es que la 5G es mucho más que una oportunidad de conectividad irrelevante que comienza con una transformación digital, sino que brinda una oportunidad para transformar a la humanidad y a la civilización en una profunda distorsión grotesca de la realidad.

Este nivel de deslumbrante no se ha visto desde que la domesticación del átomo “pacífico” le abrió la puerta a un mundo radiactivo de armas y desechos nucleares y la creación de un complejo industrial militar monolítico. A cambio, al público estadounidense se le prometió electricidad segura, confiable y de bajo costo, todo lo cual resultó ser una blasfema estafa generada por los vendedores de ilusiones y los neoconservadores de la época, no muy diferente a la campaña de relaciones públicas de la 5G que estamos presenciando hoy.

Los creadores de la 5G están depositando sus esperanzas en que suficientes humanos adictos a la tecnología inalámbrica y autoindulgentes estén abiertos a la oportunidad de que las nuevas campanas y silbidos digitales se hagan cargo de todas las tareas personales y profesionales. El éxito de la 5G depende de la voluntad del ser humano de aceptar esas engorrosas tareas de poner un temporizador en la cafetera o encender la lavadora para que la humanidad tenga más tiempo para escapar hacía los juguetes de la realidad virtual en lugar de hacer una caminata en la naturaleza.

Sin decirlo explícitamente, el objetivo final es liberar a la humanidad de la carga de la interacción personal con el resto de la humanidad en favor de la interacción con máquinas o aparatos informáticos.

Como si la necesidad de una relación humana fuera una debilidad genética, la verdadera existencia de los seres humanos se vuelve extraña a medida que se registra una mayor vigilancia y seguimiento de toda la actividad diaria.

Como el Estado controlará todos los pensamientos, nuestros hábitos personales en el baño, ya sea quedar embarazada (o no) o las elecciones privadas personales, todo se ingresará en un registro de datos personales, similar al ‘puntaje de crédito social’ de China que evalúa la lealtad de cada ciudadano.

No habrá ningún interruptor de encendido o apagado, ya que ya no se permitirá la exclusión.

El corazón humano de bondad, amor y compasión no será más que un recuerdo del pasado cuando nuestros vecinos eran nuestros amigos y nuestros amigos eran como una familia y nuestra familia un escaso remanente de una reminiscencia conmovedora que no tiene autenticidad. Estas no son predicciones exageradas del futuro sino una revisión de la realidad espeluznante de lo que el Silicon Valley y al parecer los tecno twitts de Israel/Intel tienen en el almacén para que la humanidad se vuelva complaciente a sus propias decisiones básicas de la vida y de las generaciones futuras.

The human heart of kindness, love and compassion will be but a memory of the past when our neighbors were our friends and our friends were like family and our family a scant remnant of a poignant reminiscence that has no authenticity. These are not exaggerated forecasts of the future but a creepy reality check of what the Silicon Valley and apparently Israel/Intel techno twits have in store as humanity becomes complacent to its own basic life decisions and that of future generations.

Continuará…

Renee Parsons
ha sido miembro de la Junta de Directores del Estado de Florida de la ACLU y presidente de la sección Treasure Coast de la ACLU. Ha sido una funcionaria pública electa en Colorado, una ambientalista haciendo lobby con Amigos de la Tierra y miembro del personal de la Cámara de Representantes de los Estados Unidos en Washington DC. Se la puede encontrar en Twitter. @reneedove31

5G, el gran triunfo para el capitalismo de vigilancia

En la parte superior del video, a la derecha, donde están las rayitas se activan los subtítulos en español
Sobre la redes 5G, y eso que es un video a favor de esa tecnología!


Outras Palavras

Máquinas superconectadas. Contactos humanos rastreados via Bluetooth. Ciudades (y casas) “inteligentes” que captan y controlan nuestras actividades. En la corrida tecnológica, entre China y EE.UU., la disputa por un nuevo orden mundial

Por Diego Vicentin y Fernanda R. Rosa, en ComCiência

Saltó la reja de protección y recibió de afuera la bolsa. Miró hacía arriba y vió la luz titiando en la parte superior de la estructura de metal antes de cortar la señal de aquella célula incendiando a los equipos en su base. La operación había sido rápida y fácil, pero, supo que, no lejos de açli, otra persona escaló treinta metros y le prendió fuego directamente a los radiotransmisores 5G, muy cercanos a los cables electrificados de alta tensión.

A lo larngo de los últimos dos meses más de 80 torres de operadoras móviles fueron incendiadas sólo en el Reíno Unido, donde los ataques son más frecuentes, incluyendo agresiones a ingenieros y técnicos de las empresas operadoras de red. También hay múltiples registros de incendios en otros países de Europa, Oceania y América del Norte. Es posible suponer que la práctica será cada vez más
frecuente, probablemente ejecutada por personas y razones diversas de las que vienen siendo señaladas actualmente.

Aunque los incendios provocados en torres de la red celular vengan siendo registrados desde antes del inicio de la pandemia del covid-19, los casos se intensificaron en los últimos meses después que vídeos y textos pasaron a circular en las redes sociales estableciendo relaciones entre la instalación de las redes 5G y el nuevo coronavirus. Algunos intentos de identificar el origen de la teoria señalan hacía la entrevista de un clínico general en la publicación impresa de un diario local, en Bélgica [1]. Después de eso, otro médico, en un vídeo que ya no está más disponible, hizo relaciones entre las grandes epidemias de la historia de la humanidad y cambios en el campo eletromagnético de la Tierra. El 5G seria responsable por alterar al campo de radiación eletromagnética haciendo a nuestros cuerpos más vulnerables a la expansión del coronavirus. Desde entonces, diferentes entidades se manifestaron contrariamente a las teorias indicando que no hay ningún indicio de que las ondas eletromagnéticas emitidas por las tecnologias 5G tengan cualquier efecto perjudicial sobre la salud. La Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que, aunque falten investigaciones sobre las frecuencias específicas utilizadas por el 5G, ellas están dentro del intervalo considerado seguro (hasta 300Ghz) por las actuales investigacions y patrones internacionales [2].

A pesar de eso, las teorias continúan circulando ampliamente. La revista que es símbolo del valle de silicio, Wired, señaló el interés de Rusia en diseminar fake news y teorias conspirativas sobre el 5G (lo que viene sucediendo por el canal RT News) con el objetivo de atrasar su implementación hasta alcanzar el estado de arte en el desarrollo de la tecnologia [3]. Curiosamente, el mismo argumento valdria para los Estados Unidos (EE.UU.), una vez que su principal competidora en el campo de desarrollo tecnocientífico, China, tiene tecnologia más madura para su implementación. Ya desde algún tiempo los ataques del gobierno Trump a la tecnologia 5G desarrollada por China, lo que incluye en la lista a Huawei en un grupo de empresas que representan una amenaza a la seguridad de los EE.UU.. Por otra parte, el Reíno Unido, región donde está el mayor número de casos de incendio en antenas, es un mercado que está siendo disputado de maneia agresiva por China y EE.UU.. Estos últimos vienen haciendo presión para que Huawei sea dejada fuera del mercado después que, a principios de 2020, el premier británico le concedió a la empresa el permiso de participar, con restricciones, de la implementación del 5G [4].

El hecho es que el desarrollo e implementación de las redes 5G generan preguntas importantes que van desde el embate geopolítico entre estados y corporaciones, pasando por cuestiones asociadas a la vigilancia y, por lo tanto, a la posibilidad de restricciones del ejercicio de libertades colectivas e individuales, llegando hasta (¿y por qué no?) a temas de salud pública.
Nos parece vital entender que las manifestaciones incendiarias contrarias al 5G y a las teorias que lo asocian a la pandemia son también resultado de la falta de transparencia de estados y corporaciones sobre el funcionamiento de nuestra infraestructura básica de información y comunicación. Son recursos críticos para el modo de vida contemporáneo que tienen aún más importancia con la pandemia y que gozan de cada vez menos confianza de los usuarios. No deberia ser necesario recordar que esa confianza viene siendo minada al menos desde 2013, con el caso Snowden. En los parráfos que siguen, vamos a defender que hay fundamentos para las preocupaciones sobre el futuro que está siendo construído en la interface entre la crisis sanitaria y las tecnologias de información y comunicación, incluyendo al 5G.

La vigilancia como medio de combate a la pandemia

El 5G forma parte de la distopia tecnológica para el que el coronavirus viene sirviendo de catalizador. Naomi Klein, que escribre sobre “La Doctrina del Shock” (2007) hace más de una década, considera que la pandemia abre la posibilidad para que grandes empresas de tecnologia atropellen derechos fundamentales para imponer su modelo de negociso y, en consecuencia, un futuro “[…] en que nuestras casas nunca más serán espacios exclusivamente personales, sino que también [serán], via conectividad digital de alta velocidad, nuestras escuelas, consultorios médicos, gimnacios y, si es determinado por el Estado, nuestras cárceles.” […] “Es un
futuro en que todos nuestros movimeintos, todas nuestras palabras, todas nuestras relaciones son localizables, rastreables y
pasibles de tener sus datos minados por colaboraciones inéditas entre los gobiernos y las empresas gigantes de tecnologia.” (Klein, 2020)

Klein (2020) describe una presentación de la Comisión de Seguridad Nacional para Inteligencia Artificial (NSCAI) del gobierno de los EE.UU., presidida por el ex-CEO do Google, en que se lee: “La vigilancia es uno de los ‘primeros y mejores clientes’ de IA”. El documento está disponible para consulta [5] y ofrece un panorama del escenario de la industria tech china y relativiza a la vigilancia digital del gobierno chino sobre su población señalando sobre las possibles ganancias que el efecto escala produciría sobre técnicas de aprendizaje de máquina. Cuanta más vigilancia, mejor para la inteligencia artificial. En este sentido, la protección a la privacidad y a los datos personales suenan como obstáculos al desarrollo tecnológico y a la seguridad nacional. El Valle de Silicio puede perder la corrida en el desarrollo de la IA porque hay resquicios de democracia que todavía impiden el escrutinio completo de la vida de cada persona y de diferentes poblaciones. La pandemia, no cuesta repetir, es una oportunidad clara de suprimir derechos fundamentales y la democracia, en suma, de hacerlo pasar en medio a diversos planes. Como afirmó Rafael Evangelista en esa misma ComCiência [6], la lectura aceleracionista de la pandemia la interpreta como el empujón definitivo para el capitalismo de vigilancia, todo debidamente revestido de un barniz humanitario de carácter salvacionista.

Hay motivos, por lo tanto, para la grave preocupación con el abuso en la utilización de datos personales para el combate a la pandemia por gobiernos (en sus diversos niveles) en conjunto con empresas privadas y otras organizaciones. La plataforma para desarrollo de aplicaciones que está siendo desarrollada en conjunto por Apple y Google para (IOS y Android) para rastreo de contacto social via Bluetooth, por ejemplo, puede ser tomada en esa clave. La primera y más importante pregunta ¿qué debemos hacer? cuestiona la real necesidad de aplicaciones como esta. En caso de que la respuesta sea positiva, todavía seria necesario responder de manera adecuada otras quince preguntas para que la implementación sea considerada eticamente válida (Morley et al., 2020).

En el contexto específico brasileño, un acuerdo que merece atención está siendo construído entre el Ministerio de Ciencia, Tecnologia, Innovaciones y Comunicaciones y la empresa Cisco. De acuerdo con la comunicación del MCTIC  [7] la “Iniciativa es parte del programa global de Cisco y busca impulsar la transformación digital y el uso de nuevas tecnologias para ayudar en la recuperación económica y social del país”. La “ayuda” debe suceder en una gama tan amploa como estratégica de frentes como ciberseguridad, Internet de las Cosas, ciudades inteligentes, industria 4.0, WiFi 6, 5G y, claro, “iniciativas de respuesta al COVID-19”. Entre las
acciones listadas por el comunicado está inclusiva la “Plataforma de Monitoreo del Sistema Nacional de Ciencia, Tecnologia e Innovación”[7] que pretende dedicarse al “monitoreo, gestión y definición de políticas públicas en el país a través de la consolidación de la información sobre los diversos programas, acciones, iniciativas y actores, públicos y privados, involucrados con investigación, desarrollo tecnológico e innovación en Brasil”[7]. Las metas ambiciosas del comunicado contrastan con la falta de información sobre el capital a ser invertido por la empresa en el programa así como sobre las contrapartidas del gobierno. El protocolo del acuerdo firmado en presencia de la prensa entre el ministerio y la empresa no fue hecho público.Cisco, aunque menos conocida, es una de las empresas más importantes del Valle de Silicio y actúa en la base de la infraestructura de red produciendo equipos y sistemas de gestión de su funcionamento. Es una de las competidoras de Huawei en ese setor específico de las redes 5G.

Entre las vetajas competitivas que los Estados Unidos todavía mantienen sobre China está justamente la industria del silicio, donde fabricantes de chips y microprocesadores como Intel y Qualcomm todavía son las principales proveedoras de fabricantes chinas como Huawei y ZTE. El embargo promovido por la administración Trump a las empresas chinas, entonces, les causa enormes daños y abre espacio en el mercado de redes 5G para que las empresas norte americanas lo ocupen. Lo que se delineia aqui es una corrida tecnológica que tiene sus bases en el dominio de la infraestructura de vigilancia a fines de permitir el control todavía más incisivo de
información via IA en el contexto de una nueva e incierto orden mundial pospandemia.

El futuro imaginado de la Internet de las Cosas, de las ciudades inteligentes, de los autos autónomos, de los drones y de las cámaras de vigilancia es aquel en que sistemas de IA reconocerán nuestras caras, cuerpos, gestos, ánimo y humor. Ese es el futuro para el que el 5G servirá de infraestructura esencial. A diferencia de lo que sucedió en otros pasajes de generación de las redes celulares, no hay ninguna innovación disruptiva en la tecnologia de interface aérea que vá a permitir mayor número de dispositivos conectados y más banda. La expansión de la capacidad de tráfico de la red y la baja latencia, en caso de que sean de hecho alcanzados como est´planificado, será resultado de cambios en la gestión de los recursos de red, que obtiene más funciones controladas por software como la que permite su segmentación (network slicing) exclusivo para un determinado servicio o empresa. Además de la posibilidad de segmentación de la red para fines y clientes específicos, el aumento de performance que se prevé para el 5G está relacionado simplemente con el hecho de que habrá una nueva infraestructura funcionando con recursos adicionales, inclusive en lo que dice respecto al espectro de radiofrecuencias. El 5G es menos el resultado de grandes innovaciones técnicas de que de la concepción de una visión de futuro de un sector del capitalismo informacional cuyo foco reposa en la implementación de sensores de diversos tipos y en la comunicación entre máquinas. El eslogan de una de las fabricantes de aparatos más populares en la primera década del siglo, Nokia, ya no tiene más sentido. El 5G no está siendo hecho para “conectar personas” y si para conectar a máquinas que capturan, monitorean y controlan actividads humanas y no humanas.

¿Es posible imaginar que incendios en la infraestructura de la red 5G serían una respuesta posible a los provables atropellos causados por autos autónomos? O incluso, ¿es posible imaginar que serían respuesta a la vigilancia que cierra cada vez más el cerco especialmente sobre determinadas poblaciones y grupos? En uno de los vídeos citados por la prensa [8] y utilizados como fuente para este artículo, al dejar la escena luego de prenderle fuego a una antena, se oye a uno de los hombres gritar “F… 5G,”  “F… al Nueva Orden Mundial.” Mientras CEOs de empresas de telefonia móvil sugieren que los incendios som acciones terroristas, y la prensa aborda al tema sólo en la clave de teoria de la conspiración, sabemos que en la relación entre el covid-19 y el patrón 5G hay mucho más en juego.

___________

[1] https://twitter.com/NWOforum/status/1223870765893857281

[2] https://www.who.int/news-room/q-a-detail/5g-mobile-networks-and-health

[3] https://www.wired.co.uk/article/5g-coronavirus-conspiracy-theory

[4]https://www.theguardian.com/technology/2020/may/22/boris-johnson-forced-to-reduce-huaweis-role-in-uks-5g-networks

[5]<https://epic.org/foia/epic-v-ai-commission/EPIC-19-09-11-NSCAI-FOIA-20200331-3rd-Production-pt9.pdf>

[6] <http://www.comciencia.br/aceleracao-excecao-e-ruptura-disputas-tecnopoliticas-num-mundo-pandemico/>

[7] http://www.mctic.gov.br/mctic/opencms/salaImprensa/noticias/arquivos/2020/05/MCTIC_e_Cisco_anunciam_parceria_para_aceleracao_digital_do_Brasil_.htm

[8] https://www.vice.com/en_us/article/m7qyy3/watch-people-are-burning-down-5g-cell-phone-towers-over-coronavirus-conspiracy-theories

Referencias

KLEIN, N. (2007). La doctrina del shock: la ascensión del capitalismo de desastre. Rio de Janeiro: Nova Fronteira, 2007.

KLEIN, N. (2020). The Intercept Brasil. El coronavirus puede construir una distopia tecnológica. 2020. Disponible:<https://theintercept.com/2020/05/13/coronavirus-governador-nova-york-bilionarios-vigilancia/> Accesado el 10/06/2020

MORLEY, J.; COWLS, J.; TADDEO, M.; FLORIDI, L. (2020). Ethical Guidelines for COVID-19 Tracing Apps. Nature 582, nº 7810 (junio de 2020): 29–31. Disponible: <https://doi.org/10.1038/d41586-020-01578-0> Accesado el 10/06/2020

Pensando en el 5G

Una de las teorías de conspiración más difundidas durante la pandemia de Covid-19 ha sido la que responsabiliza a las redes 5G de la propagación del coronavirus. Aunque la desinformación sobre este tecnología no es nueva, la entrevista a un médico belga, publicada en enero de 2020, sirvió como punta de lanza para encender la mecha.

La campaña de difamación contra las redes 5G tiene un trasfondo político, centrado en la batalla que existe entre Estados Unidos y China por su implementación. La empresa china Huawei ha sido una de las principales impulsoras de esta tecnología, lo que llevó a la administración de Donald Trump a vetar a la compañía. Para su gobierno, el 5G es “una carrera que Estados Unidos debe ganar”.

Al respecto, Peter Bloom, coordinador general de Rhizomatica, indica en un artículo que una de las razones del rechazo reciente al 5G es la idea de que representa riesgos para la salud humana, ya que las antenas y estaciones base de la red estarían físicamente más próximas a las personas respecto a tecnologías inalámbricas previas.

Bloom señala que la discusión actual sobre los efectos de la radiación del 5G en la salud aún no ofrece pruebas contundentes, pero que estas preocupaciones –propias de países desarrollados, como los del norte de Europa– ocultan problemáticas más tangibles que impactan al Sur global, como la destrucción del medio ambiente para extraer las materias primas; la explotación de las personas involucradas en estos procesos de extracción y la generación de desechos electrónicos generados por el cambio de tecnología.

El autor también indica que la mayor resistencia proviene del Norte global, más preocupado por los efectos “fantasmales” del 5G que por sus impactos en aquellos países que “proporcionan los minerales y la mano de obra barata” que hacen posible esta tecnología, o por cómo contribuirá a la crisis climática, ya que requiere dos o tres veces más que las redes anteriores.

Mientras tanto, la desinformación sigue creando resistencia sobre el 5G –al grado de llegar a la destrucción de torres en países como Reino Unido–, pero por las razones erróneas. Esta oposición, menciona Bloom, “merece ser críticamente yuxtapuesta con la ausencia de consciencia y acción ante los verdaderos peligros materiales presentados por el 5G y sus predecesores”.

R3D


Charla Completa : Una Visión Crítica Social y Política de la tecnología 5G


Epiroc : Equipos de Minería nos aclara:

La tecnología 5G impulsa la minería

Un requisito previo para la digitalización y la cuarta revolución industrial es una tecnología inalámbrica fiable y de alto rendimiento. Al combinar la experiencia en conectividad de Ericsson con la experiencia minera de Epiroc, las tecnologías 4G y 5G hacen posible un futuro inteligente, seguro y continuo para la minería.

Tecnología 5G

Comparadas con otras soluciones inalámbricas, las tecnologías 5G y la ya ampliamente usada 4G ofrecen mejor cobertura, mayor fiabilidad y seguridad más robusta, todas ellas características importantes cuando las máquinas están en la misma área y comparten información. Para poder gestionar el intercambio de datos entre múltiples dispositivos simultáneamente, una solución como esta es capaz de tratar masivas cantidades de datos con una calidad de red garantizada. También aporta ventajas para los operarios de la mina. Ellos mismos pueden utilizar la red inalámbrica sin ningún impacto negativo en las características de seguridad o en el funcionamiento de las máquinas conectadas a la misma red. Esto mejora tanto la eficiencia como el entorno de trabajo. Las capacidades de una red 5G suponen un salto en comparación con la 4G. La velocidad de datos de 5G es entre 10 y 100 veces más rápidas que con 4G. Pero aún más importante, la tecnología 5G proporciona una latencia mucho menor, incluso prácticamente en tiempo real. Esto significa que los sistemas conectados pueden comunicarse entre ellos más rápido de lo que podríamos percibir, lo que supone una verdadera revolución global de la industria

Una red 5G en las operaciones de minería proporciona:

O Mayor capacidad, velocidad y fiabilidad

O Capacidad para controlar dispositivos con tiempos de respuesta extremadamente cortos

O Capacidad para conectar varios dispositivos y servicios diferentes simultáneamente

 

Epiroc y 5G

Ericsson ha establecido una red local con tecnología 5G en la mina de pruebas de Epiroc en Kvarntorp (Suecia). Se utiliza para operaciones telemáticas y remotas. La mina de pruebas es una de las áreas de innovación para el desarrollo de las soluciones de automatización, gestión de la información e interoperabilidad de Epiroc. El nuevo tipo de red ya se instaló en 2016 y se está actualizando continuamente para seguir impulsando el desarrollo de las soluciones mineras del mañana.

Epiroc


En la parte superior del video, donde están las rayitas se activan los subtítulos en español.
Presentación, a favor y acrítica, sobre lo que es el 5G!
Es a favor y te dice que te vigilarán al punto de saber cuándo vas a abrir la canilla o la heladera!

Dale menos datos a Facebook es una buena idea. Todavía mejor: solo úsalo menos

Puedes tomar algunas medidas para limitar cuánto sabe Facebook sobre ti. Pero mientras uses el servicio, puede monetizar tus intereses y actividades.

Fast Company

POR ROB PEGORARO 4 MINUTOS DE LECTURA
Los últimos meses han dado muchas razones para ver a Facebook como una red antisocial.

Permite que los candidatos políticos mientan en anuncios pagos que luego pueden ser enviados por micosegmentación a los que son engañados fácilmente .Tolera páginas falsas hasta que los perros guardianes externos les avisen . Y elige, a diferencia de Twitter, no mirar más allá del presidente Trump mintiendo sobre las boletas electorales enviadas por correo o respaldando ejecuciones extrajudiciales por parte de las tropas estadounidenses en las calles del país.

El fundador de Facebook, Mark Zuckerberg, ha declarado su propia “reacción negativa visceral” a las publicaciones reaccionarias de Trump. Pero Facebook todavía le da al sitio Breitbart, frecuentemente inexacto y que adora a Trump, un lugar privilegiado en la sección de Noticias de su aplicación móvil . Y el fanático de la tecnología Trumpista más prominente, el inversionista que amenaza a la prensa Peter Thiel , conserva un lugar en la junta de Facebook.

Si ves a Zuckerberg y Facebook en el lado equivocado de la historia —un sentimiento que ahora expresan algunos empleados de Facebook—, sacar al sitio de la esclusa de aire de tus redes sociales puede ser tentador.

Pero como han descubierto los autoexiliados de Facebook como mi amigo Dan Tynan , eliminar Facebook significa perder mucha interacción que no ocurre en otros lugares online.

En cambio, ¿puedes seguir usando Facebook para su uso principal con amigos y familiares mientras te conviertes en un activo menos para esa empresa?

La respuesta evoca ese viejo quedémonos en Facebook: salir es complicado. Puedes y debes tomar medidas claves para limitar la recopilación de datos de Facebook. Pero si bien puedes reducir el dinero que Facebook gana vendiendo anuncios dirigidos a tus intereses, esta táctica no es tan efectiva como dedicarle menos tiempo, o nada de tiempo, al servicio.

“Esto es realmente muy difícil”, dice Nima Gardideh, cofundadora de la agencia de marketing de Nueva York Pearmill . “Incluso si estás en el extremo de tratar de proteger tus datos, la realidad es que Facebook te entiende muy bien”.

PASOS ESENCIALES

Considera dos de las actualizaciones de privacidad sugeridas con más frecuencia: bloquear las aplicaciones móviles de Facebook para que no rastreen tu ubicación en segundo plano y evitar que el servicio rastree tu navegación en la web a través de los botones Me gusta y Compartir en sitios como este.

(Mi propio blog también tenía widgets de Facebook hasta que los eliminé, principalmente porque Google informó que atascaban los tiempos de carga ).

Por motivos de privacidad, debes hacer ambas cosas de inmediato. Ejercita la configuración en iOS o Android para bloquear el seguimiento de la ubicación en segundo plano de la aplicación de Facebook, usa la configuración Facebook’s Off-Facebook Activity de Facebook para evitar que rastree tu navegación en otros lugares y limita el uso de Facebook en tu escritorio a navegadores como Mozilla Firefox y Safari de Apple que bloquean este rastreo.

Facebook no respondió a mis consultas sobre cuántos usuarios habían optado por no participar en esas dos formas de seguimiento, pero ciertamente te beneficiarás con la ayuda para proteger tu información que estos pasos ofrecen. “No puedo enfatizar lo suficiente lo importante que es para Facebook, o para cualquier empresa que compite por vender publicidad, poder rastrear a los usuarios fuera de su propiedad”, dice Dina Srinivasan, una ex ejecutiva de publicidad digital que ahora critica a la industria como miembro del Proyecto Thurman Arnold, organizado por la Universidad de Yale .
Pero esa información es menos esencial para Facebook siempre y cuando sigas pasando tiempo en Facebook.

“Sí, puedes desactivar estas opciones y se recopilará menos información sobre ti”, dijo Yuval Ben-Itzhak, director ejecutivo de la agencia de publicidad Socialbakers de Nueva York . “Pero se recopilará suficiente información sobre ti con solo estar en la plataforma”.

Añadió que su empresa aún ve una mayor participación de los anuncios que se publican en Facebook que en otros lugares: “Eso indica dónde está el valor”.

Si deseas hacerle mella al modelo de negocios de Facebook, también deberás reducir tu tiempo allí, incluso cuando Facebook continúa optimizándose para, como dijo Gardideh, “para que tu, el usuario, continúes regresando”.

Gardideh, harto del enfoque irresponsable de Facebook hacia Trump, ahora aconseja a los clientes de Pearmill a que desvíen su gasto publicitario hacía otra parte . El miércoles, una coalición liderada por grupos como NAACP, Anti-Defamation League y Free Press lanzó una campaña #StopHateforProfit [Basta de Lucrar Con El Odio] instando a las empresas a retirar todos sus anuncios de las propiedades de Facebook durante julio; The North Face, Patagonia y REI la han apoyado desde entonces.

Reducir tu lista de amigos a las personas que invitarías a tu casa , y luego abandonar la mayoría de los grupos y páginas que sigues, te dará menos razones para pasar tiempo en Facebook sin destruir el valor central de las relaciones cercanas.

Desactivar las notificaciones de Facebook también puede reducir el tiempo de pantalla allí. En iOS, eliminar la aplicación móvil de Facebook y usar solo su sitio móvil reducirá a cero su capacidad para tirar de tu funda digital, porque los sitios móviles no pueden enviar notificaciones automáticas en iPhones.

“Lo más importante que hice fue eliminar las aplicaciones de mi teléfono”, dijo Jason Kint, director ejecutivo del grupo de publicación online Digital Content Next y crítico del alcance de Facebook y Google. “Eso puede hacerse sin perder el contenido en sí”.

Gardideh, Srinivasan y Kint respaldan la regulación para frenar la recopilación de datos de Facebook. Obligar a Facebook a deshacer su compra de Instagram también le daría a las personas una opción de otra red social de uso masivo y móvil.

Pero Kint tenía la esperanza de que las pequeñas acciones comenzaran a crecer como una bola de nieve.

“Si reduces su uso en un 10% o eliminas las aplicaciones, suficientes personas lo harán y comenzará a tener un impacto significativo en el negocio”.

“If you cut back your usage by 10% or you delete the apps, enough people do that and it does start to have a significant impact to the business.”

SOBRE EL AUTOR

Rob Pegoraro escribe sobre computadoras, dispositivos, telecomunicaciones, redes sociales, aplicaciones y otras cosas que suenan o titilan. Conoció a la mayoría de los fundadores de Internet y una vez recibió una respuesta por correo electrónico de una sola palabra de Steve Jobs. Más

Charla completa: “Una visión crítica, social y política de la tecnología 5G” por Peter Bloom


Audio del video:

Click Para Descargar el Archivo De Audio


Rhizomatica, el Departamento de Antropología de la Universidad Autónoma Metropolitana – Iztapalapa y el CITSAC organizaron el encuentro: AGRIETAR EL 5G: TECNOLOGÍAS, CONTROL Y RESISTENCIA, el cual tuvo lugar el viernes 18 de octubre de 2019 en la Casa Del Tiempo, UAM.

Durante este evento se tuvieron dos conferencias y dos talleres cuyo objetivo fue pensar en colectivo ¿qué es la tecnología 5G y cómo podemos prepararnos y hacerle frente?

Este video es la grabación completa de la charla “Una visión crítica, social y política de la tecnología 5G” que dio Peter Bloom, coordinador general de Rhizomatica e investigador del CITSAC

Comunicación Redes AC

EE.UU.: Fiscales federales acusan a los ejecutivos de Zoom de trabajar con el gobierno chino para vigilar a los usuarios y cerrar videollamadas

El caso es un golpe sorprendente para el gigante de las videollamadas de u$s 100 mil millones y plantea preguntas sobre cómo la compañía con sede en California protege los datos de sus usuarios en todo el mundo.

The Washington Post

Por

Drew Harwell y Ellen Nakashima

19 de diciembre de 2020 a las 12:19 am UTC

Fiscales del Departamento de Justicia declararon, el viernes, que un ejecutivo de seguridad del gigante de la tecnología de video Zoom trabajó con el gobierno chino para cancelar las cuentas de los estadounidenses e interrumpir las videollamadas sobre la masacre de activistas prodemocráticos en 1989 en la Plaza Tiananmen.

El caso es un golpe sorprendente para Zoom, uno de los nuevos más populares titanes de la tecnología estadounidense, que durante la pandemia se convirtió en una de las principales formas en las que las personas trabajan, socializan y comparten ideas en todo el mundo. La compañía con sede en California ahora vale más de u$s 100 mil millones.

Pero el trabajo del ejecutivo con el gobierno chino, según alegan los agentes del FBI en una denuncia penal revelada el viernes en un tribunal federal de Brooklyn, destaca las amenazas de censura a menudo ocultas en un foro promovido como plataforma para la libertad de expresión. También plantea preguntas sobre cómo Zoom está protegiendo los datos de los usuarios de los gobiernos que buscan vigilar y reprimir a las personas dentro de sus fronteras y en el Exterior.

Los fiscales dijeron que el ejecutivo con sede en China, Xinjiang Jin, trabajó como enlace principal de Zoom con los servicios policiales y de inteligencia chinos, compartiendo información de los usuarios y cerrando las videollamadas a solicitud del gobierno chino.

La denuncia afirma que Jin monitoreó el sistema de video de Zoom en busca de discusiones sobre temas políticos y religiosos inaceptables para el gobernante Partido Comunista de China, y les dio a los funcionarios del gobierno los nombres, direcciones de correo electrónico y otra información confidencial de los usuarios, incluso de aquellos en el Exterior de China.

Jin también trabajó para poner fin al menos a cuatro videollamadas en mayo y junio, incluidas videollamadas conmemorativas con disidentes con sede en Estados Unidos que sobrevivieron a la represión de las fuerzas militares chinas que mataron a miles de estudiantes y manifestantes. El gobierno chino trabaja para censurar cualquier reconocimiento de la masacre, incluso en las redes sociales fuera de China.

Un portavoz de Zoom dijo en un comunicado el viernes que la compañía ha cooperado con el caso y ha iniciado su propia investigación interna. La compañía declaró que Jin, compartió “una cantidad limitada de datos de usuarios individuales con las autoridades chinas”, así como datos de no más de 10 usuarios fuera de China. Según el comunicado Jin fue despedido por violar las políticas de la compañía, y otros empleados han sido puestos en licencia administrativa hasta que se complete la investigación.

En una declaración actualizada en el sitio web de Zoom, la compañía dijo que “se quedó corta” al cerrar las reuniones en lugar de solo bloquear el acceso a los participantes en China, para cumplir con la ley china. La compañía dijo que ha restablecido las cuentas de las víctimas y que no responderá a las solicitudes del gobierno chino que afecten a los usuarios fuera de China continental.

“Como deja en claro el Departamento de Justicia, todas las empresas estadounidenses, incluidas Zoom y nuestros pares de la industria, se enfrentan a desafíos cuando hacen negocios en China”, dijo la compañía en su comunicado. “Continuaremos actuando agresivamente para anticiparnos y combatir los desafíos de seguridad de datos en constante evolución”.

Jin no pudo ser contactado para hacer comentarios. Aunque Jin vive en China y no está bajo la custodia de Estados Unidos, los funcionarios dijeron que podrían ser trasladados a Estados Unidos para enfrentar un procesamiento si viaja a un país que tiene un tratado de extradición con Estados Unidos.

Un portavoz de la embajada china en Washington no respondió a las solicitudes de comentarios.

Los activistas de derechos humanos dijeron este verano que sus cuentas de Zoom habían sido canceladas abruptamente poco antes o después de haber realizado videollamadas en conmemoración al 31 aniversario de las protestas de la Plaza de Tiananmen, una sangrienta represión capturada en la icónica foto de un hombre parado frente a un Tanque chino.

Zoom dijo entonces en un comunicado que la empresa “debe cumplir con las leyes de los países donde operamos”. Si bien la compañía dijo que lamentó “que algunas reuniones recientes con participantes tanto dentro como fuera de China se hayan visto afectados negativamente”, el comunicado declaró que no estaba en el poder de la compañía “cambiar las leyes de los gobiernos que se oponen a la libertad de expresión “.

Zhou Fengsuo, un líder estudiantil durante las protestas de la Plaza de Tiananmen a quien se le canceló su cuenta paga de Zoom este verano, dijo a The Washington Post el viernes que había trabajado con el FBI en el caso y que veía los cargos como ” una noticia tremenda “.

Zhou dijo: “Es muy revelador para mí que esta empresa estadounidense, que esta conectada, directamente al” Partido Comunista Chino e “interrumpe nuestras reuniones en el nombre del PCCh”. “Este ejecutivo trabajaba para el gobierno y la policía como un agente de persecución, y Zoom le pagaba a este tipo por hacer ese trabajo”.

Los fiscales acusaron a Jin, también conocido como Julien Jin, de conspiración para cometer acoso interestatal y transferir un medio de identificación. Jin, de 39 años, había trabajado en la empresa desde 2016, más recientemente como “Líder técnico de seguridad”, decía la denuncia.

Citando mensajes electrónicos entre Jin y otros empleados de Zoom, los agentes del FBI describieron una campaña de alta presión de meses de duración por parte de la “Policía de Internet” de China para ver las videollamadas de los usuarios y suprimir el discurso no deseado. En un mensaje de abril, Jin dijo que había sido convocado a una reunión con funcionarios del gobierno chino que exigieron que Zoom desarrollara la capacidad de poner fin a cualquier “reunión ilegal” en un minuto. En otras, Jin envió contraseñas de reuniones y otros datos internos sensibles directamente a la policía china.

En la denuncia, los agentes del FBI dijeron que los empleados de Zoom en Estados Unidos han acordado un plan de “rectificación” del gobierno chino que implicaba migrar datos de aproximadamente 1 millón de usuarios de Estados Unidos a China, sometiéndolos así a la ley china . Zoom también acordó, dice la denuncia, proporcionar “acceso especial” a las autoridades chinas de seguridad nacional y de aplicación de la ley. En un mensaje citado en la denuncia, Jin escribió que las autoridades querían que compartiera listas detallando el “seguimiento diario” de la empresa sobre “manifestaciones en Hong Kong, religiones ilegales” y otros temas.

Para terminar las llamadas sobre la Plaza de Tiananmen, alega la denuncia, los co-conspiradores de Jin fabricaron pruebas de que tenían la intención de discutir sobre abuso infantil, racismo, terrorismo y violencia. Los co-conspiradores de Jin también ingresaron a algunas llamadas con cuentas falsas que usaban imágenes de perfil pornográficas o relacionadas con terroristas, y Jin señaló a esas imágenes como pruebas para terminar las reuniones y suspender las cuentas de los anfitriones.

John Demers, el asistente del fiscal general para la seguridad nacional, dijo que la firma, como muchas otras que hacen negocios en China, se había colocado en una posición difícil al operar en un país autoritario con leyes y prácticas que, a menudo, “son contrarias a nuestros valores “.

“La empresa se centró en cumplir con la ley china y las expectativas de la aplicación de la ley china”, dijo Demers. “Pero lo que pasó con el tiempo es que esas expectativas aumentaron. Entonces se va desde, ‘Bueno, responda a nuestras solicitudes legales’, a ‘Debe tomar medidas en un minuto para cerrar cualquier acción en sus plataformas’, no solo en China, sino fuera, que toquen temas sensibles al Gobierno chino. ”

Esa presión, señaló, abarca a muchas industrias: citó la controversia el año pasado que involucró a la Asociación Nacional de Baloncesto, en la que el manager general de los Houston Rockets tuiteó en apoyo a los manifestantes de Hong Kong, lo que provocó una reacción violenta en China.

“El caso ilustra a las decisiones que las empresas se ven obligadas a tomar cuando hacen negocios en China… [y] el gobierno chino aprovechará la influencia que tiene sobre usted para impulsar su agenda”, dijo. “Hay un patrón constante del gobierno chino que utiliza el apalancamiento económico, la oportunidad de acceder a los mercados, las inversiones extranjeras, para promover objetivos políticos”.

John Scott-Railton, investigador del Citizen Lab en Toronto, dijo que la presentación muestra cómo los gobiernos autoritarios ven cada vez más a las principales empresas de tecnología como objetivos de inteligencia de máxima prioridad listos para la infiltración y el reclutamiento.

Señaló otro caso el año pasado contra dos ex empleados de Twitter acusados ??de espiar en nombre de Arabia Saudita, incluso mediante el envío de información personal de miles de personas, incluidos críticos saudíes y disidentes prominentes.

Los cargos se anunciaron el mismo día en que la administración Trump agregó a cuatro empresas chinas a la lista de entidades del Departamento de Comercio por permitir abusos de derechos humanos dentro de China al proporcionar materiales de prueba de ADN o equipos de vigilancia de alta tecnología al gobierno chino. Se encontraban entre las 59 empresas chinas que Comercio agregó a una lista de entidades de control de exportaciones, incluidas empresas que han sido acusadas de robar secretos comerciales y utilizar las exportaciones estadounidenses para apoyar a los militares chinos.

Zoom se ha enfrentado antes a preguntas sobre cómo protege el posible uso indebido de datos de videos por parte del gobierno chino, que censura los principales sitios web de noticias y redes sociales debajo de lo que se conoce como un “Gran Cortafuegos”.

Esta primavera, Scott-Railton y otro investigador descubrieron que la compañía había enrutado los datos de los usuarios estadounidenses a través de servidores chinos, lo que podría abrirlos ante solicitudes de datos del gobierno chino. La compañía dijo más tarde que había enviado “por error” videollamadas estadounidenses a centros de datos chinos en medio de una avalancha de llamadas.

Zoom emplea a más de 2.500 personas en todo el mundo, incluidas, hasta el año pasado, más de 500 en China que desarrollan el software instalado en computadoras de todo el mundo.

El multimillonario director ejecutivo de la compañía, Eric Yuan, nació en China pero se mudó a Silicon Valley a finales de los 90, donde trabajó para la empresa de video WebEx antes de fundar Zoom en 2011.

El mes pasado, la Comisión Federal de Comercio llegó a un acuerdo con Zoom, en el que la compañía resolvió las acusaciones de que había engañado a los usuarios sobre la privacidad de sus datos y las medidas de cifrado al aceptar nuevas reglas de seguridad.

Las preguntas sobre el trato comercial en China se han vuelto más comunes a medida que una nueva ola de nuevas empresas tecnológicas chinas ha ganado popularidad y reconocimiento internacional. TikTok, la popular aplicación de videos cortos propiedad de la empresa de tecnología ByteDance con sede en Beijing, generó sospechas de censura entre los usuarios el año pasado porque las búsquedas en el sitio estaban relacionados con temas suprimidos por el gobierno chino, como la masacre de la Plaza Tiananmen o las protestas a favor de la democracia en Hong Kong reproduciendo a pocos o ningún video .

Las pautas internas del sitio también imitaban a las políticas de censura del gobierno chino, y ex empleados de la compañía le dijeron a The Post el año pasado que las decisiones clave de moderación de contenidos para los usuarios internacionales se tomaron en China. TikTok ha dicho que ha trabajado en los últimos meses para distanciar sus operaciones en Estados Unidos de la sede china de la compañía.

Wang Dan, un disidente chino cuya llamada vía Zoom sobre la Plaza de Tiananmen también fue interrumpida esta primavera, dijo que el caso mostraba como China podría amenazar la libre expresión de las personas en Occidente.

“Interferir con la libertad de expresión de quienes se han asentado y viven en los Estados Unidos en el exilio es … un grave ataque a la soberanía estadounidense”, dijo a The Post el viernes. “El pueblo estadounidense también debería prestar más atención a la amenaza [del Partido Comunista Chino] a la democracia estadounidense”.